¡ Que la Paz no nos cueste la Vida ¡

¡ Que la Paz no nos cueste la Vida ¡

Carta de los Movimientos Sociales de Colombia al Papa Francisco

Admirado y amado papa Francisco

Hemos escuchado y visto su mensaje pocos días antes de estar entre nosotros y nosotras. A las organizaciones de sociedad civil y movimientos sociales nos llena de esperanza el encuentro que se va a producir entre el Papa amigo de la Paz y el Pueblo colombiano amigo de la Paz. Un paso de millones que hemos de dar por la reconciliación y la paz.

En este país que usted visita hay una sociedad compleja que ciertamente está transitando de la guerra a la paz, pero no lo está haciendo de manera gozosa sino atormentada, polarizada y con gran incertidumbre. Su visita es un alivio y puede ser el comienzo de un clima social totalmente distinto.

Nos alienta mucho ver y oír que usted se refiere con alarma a la depredación salvaje de la naturaleza. Los movimientos queremos decirle, Santo Padre, que también se está produciendo una destrucción inmisericorde del tejido social.

Desde 2010 en promedio se asesina un líder o lidereza social cada semana. “Este año ya se contabiliza un incremento del 30% en los homicidios en comparación al mismo período de 2016”, según el más reciente Informe del Programa Somos Defensores que tiene experiencia de 10 años siguiendo la situación de los líderes en materia de seguridad y garantías para su accionar.

“Este año, reconoce un organismo oficial como la Defensoría del Pueblo, son 52 homicidios y más o menos 500 amenazados… Este panorama de homicidios y amenazas lleva a la Defensoría del Pueblo a definir la situación como de “violencia generalizada”.

 

La racha de victimización incluye a los reclamantes de tierras, defensores de derechos humanos, activistas por la paz, líderes comunales, líderes ambientalistas, activistas de las consultas sobre explotación minera, religiosas y religiosos activos en la pastoral social, y ahora afecta también a exintegrantes de guerrillas que firmaron la paz y sus familiares. Están afectadas las comunidades de indígenas y afrodescendientes, y colectivos sociales del campo y de la ciudad.

Por ello, Santo Padre, desde distintos espacios geográficos y sociales se está levantando un clamor que crece: ¡Que la Paz no nos cueste la Vida!

No puede ser que accedamos a la política sin armas, pero lo que llega sea una democracia sin garantías para la vida y para las libertades más elementales de todos y todas. No puede ser, así no será posible construir con protagonismo ciudadano una paz estable y duradera.

En Colombia, como lo reseña en sus estudios el Centro de Investigación y Educación Popular, CINEP, de la Compañía de Jesús, que con seguridad usted conoce bien, existe un auge de protestas, luchas y movimientos sociales que no es otra cosa que el esfuerzo de la gente del común por superar condiciones estructurales de marginalidad, exclusión y pobreza, en una palabra, de injusticia social.

Los movimientos sociales hemos mantenido en alto durante décadas la bandera de una salida dialogada del conflicto armado interno. Lo hemos hecho en el entendido de que si las armas salen de la política, tanto las de las guerrillas como las de los grupos paramilitares o sus herederos, y las fuerzas armadas y de policía respetan y protegen los movimientos como es su deber constitucional, se consolidará la posibilidad de ejercer sin riesgo de violencia las libertades propias de una sociedad democrática, viva y en expansión como la colombiana. Entre tales libertades la de la legítima protesta social. Pero este supuesto no se está dando en la práctica.

Esa es la razón, Santo Padre, por la que liderazgos de todos los territorios, hayamos planteado encontrarnos con usted y finalmente decidido dirigirle esta carta para que en su sabiduría nos reconozca como lo hizo en Bolivia, y varias veces lo ha hecho en el Vaticano, nuestra condición de actores sociales legítimos cuyo papel es positivo en la sociedad y cuyas acciones en lugar de estigmatizadas y reprimidas deben ser protegidas por las autoridades.

Necesitamos, Santo Padre, que nos reconozca y defienda porque si este nefasto curso de los acontecimientos no cambia, puede verse frustrada la epifanía de la paz. Necesitamos la paz estructural pero también la paz cotidiana. Tanto la paz interior como la paz exterior. La paz negativa, ya materializada en el silenciamiento de los fusiles (bilateral y definitivo con las FARC, bilateral pero aun parcial y transitorio con el ELN), pero también y ante todo la paz positiva como dignidad, derechos, equidad, participación, transparencia, relación amigable con la naturaleza.

Papa Francisco, estamos seguros que usted escuchará nuestra voz, reavivará nuestra esperanza, ayudará a impedir que siga esta campaña de extermino. Usted es para nosotros un recurso supremo por su altísima investidura y reconocido magisterio moral.

Su intervención la pedimos encarecidamente líderes y liderezas de todas las condiciones, católicos y no católicos, creyentes y no creyentes. Confiamos en el pontífice de Roma pero también en el humanista sensible y comprometido con la vida en todas sus manifestaciones que usted ha demostrado ser.

Los firmantes de esta carta somos organizaciones de sociedad civil y movimientos sociales de Colombia comprometidos con la construcción de paz integral y convocantes de la 30 Semana por la Paz, 3 al 10 de septiembre, en la cual estamos y que para fortuna nuestra coincide con su visita pastoral a nuestro país.

Gracias, Santo Padre, por su atención a nuestro clamor.

¡ Que la Paz no nos cueste la Vida ¡

Comité de impulso- semana por la paz 30 años: Red Nacional de Iniciativas Por la Paz y contra la Guerra – REDEPAZ, * Conferencia Episcopal de Colombia – Secretariado Nacional De Pastoral Social * Pontificia Universidad Javeriana * Centro de Investigación y Educación Popular CINEP/PPP.*

Convocantes de Semana por la Paz 2017: ABCPAZ * Acción Comunal del Municipio de Páramo  * AESCO (Madrid, España) *Agencia para la Reincorporación y la Normalización  * AICO Social * Alta Consejería de Bogotá para los Derechos de las Víctimas, la Paz y la Reconciliación * Asociación Nacional de Zonas de  Reserva Campesina –  ANZORC * Asamblea Ciudadana Constituyente * Asociación de Desplazados Frutos de Paz * Asociación de Víctimas del Conflicto de San Fernando * Asociación de Campesinos y Comunidades sin Tierra del Cesar – ASOCAMTICE * Asociación Caminos de Esperanza – ASOCAMDES * Asociación Colombiana de Estudiantes Universitarios ACEU * Asociación de Areneros de Peña Lisa * Asociación de Juntas Comunales * Asociación de Mujeres por la Vida * Asociación de Mujeres Samaniegas Nariño * Asociación de Trabajadores de la Educación ADIH * Asociación de Víctimas de Mompox ASOVICMOMPOX * Asociación de Víctimas de Sima * Asociación Minga *  Asociación Nacional de Usuarios Campesinos ANUC * Asociación Nacional de Desplazados Germinar * Asociación Nacional de Víctimas y Población Vulnerable ASOVIPOV * Asociación Regional de Familias Desplazadas Montes de María * Asociación Semillas de Paz * Asociación de Líderes del Pacífico Nariñense ASOLIPNAR * ASOVICOM * Avanza Colombia * Breaking Borders * Byte Limitada * Casa Ayuaya * Casa B * C.G.T. *Casa de Paz Emaus * Coordinadora de Paz CDP * CIEDERPAZ * COORDINADOR NACIONAL AGRARIO CNA *  C.P.C. * C.T.C. * Central Unitaria de Trabajadores de Colombia CUT *  Centro de Memoria, Paz y Reconciliación * Centro Jurídico Comunitario * CIPRES Chía * Coalición de Movimientos y Organizaciones Sociales COMOSOC * Colegio Santa Luisa * Codhes * Colegio Nuestra Señora del Rosario, Riachuelo * Comando Nacional Unitario de Centrales Sindicales * Comité Afro Contra la  Discriminación CONAFRO * Comité Congreso Regional y Nacional de Paz * Compensar * Comunidades de Fe * Confluencia de Mujeres del Valle * Congreso de los Pueblos * Coordinadora de Organizaciones Sociales COS * Corporación Amipaz * Corporación C Infro, * Plan Maestro Construyo Paz * Corporación Claretiana * Corporación Escuela Popular * Corporación Otra Escuela * Corporación Hogar * Corporación Transformar *  Corporación Sur Colombiana para el Desarrollo Humano CSDH * Asociación Cuenca Río Salitre * Culturas de Paz  * Cumbre Agraria Campesina Étnica y  Popular * Diakonía * En Santander Construimos Paz * Escuela de  Formación Política para la Paz * FARC * Ex prisioneros FARC * Federación Colombiana de Trabajadores de la Educación FECODE * Federación de Estudiantes Universitarios FEU * Federación Internacional de Prensa de los Pueblos FIPU * FESCOL * Fuente de Paz * Fuerza Común * Fundación Alberto Merani * Fundación de Desplazados Tejedores de Paz * Fundación Comunitaria de la Guajira * Fundación Educativa Intercambio de Vida * Fundación Esperanza de Vida * Fundación Gestionando Paz *  Fundación Aldea Global en Articulación a la Fundación Bitácora Ciudadana *  Fundación Humanitaria de Derechos Humanos de Desplazados * Víctimas Reclamantes de Tierras Nuevo Amanecer * Fundación para el Desarrollo Humano Comunitario FUNDEHUMAC Santa Marta *  Fundación para la Reconciliación * Fundación por la Paz en la Guajira FUPAZGUA * Fundación Raíces de Esperanza * Fundación Tapiska * Fundación Tierra Patria Cartagena * FUNHUMANA * Grafitti en la 5 * Grupo de Apoyo a Personas Transgénero GAAT * IED Colegio Arborizadora Alta *

IED Colegio  Eduardo Umaña Mendoza USME * IED. Jhon F. Kennedy * Iniciativa de Mujeres por la Paz IMP * Confederación de Juntas de Acción Comunal * Fundación Cultural y Educativa JUDÁ * Lutheran World Relief * Asociación de Madres Comunitarias * Asociación Jorge Eliécer Gaitán * Marcha Patriótica * Mesa de Amor por la Paz * Mesa Departamental de Víctimas del Quindío * Mesa Ecuménica por la Paz * Mesa Social para la Paz * Movimientos Ciudadanos Progresistas *Movimiento MADRES POR LA VIDA * Movimiento para la Salud de los Pueblos MSP *  Mujeres Diversas por la Paz * Narrar para Vivir Montes de María* Observatorio de Víctimas * Observatorio de Control Ciudadano a la Gestión Pública en San Agustín * Ojo a la Paz * Organización Nacional Indígena de Colombia ONIC * Organización Social Fundexco * Observatorio de Movimientos Sociales * Observatorio Socio Ambiental * Organización para el Desarrollo Urbano y Campesino ORDEURCA * Paz a la Calle * PCC * Unión Patriótica * Poder y Unidad Popular PUP * Corporación Planeta Paz  * Plataforma LGBTI por la Paz * Poder Ciudadano * Premio Nacional a la Defensa de los DD.HH. en Colombia * Proceso Casa Libelulosa * Proceso Nacional Identidad Estudiantil * PROCREAR * Programa Cultura para la Paz de la Universidad Javeriana * Progresistas * Red Animal * Red de Iniciativas de Base por la Paz * Red de Mujeres del Chocó * Red de organizaciones sociales de mujeres víctimas comunales y comunitarias sección Gigante ROSMUC * Redprodepaz* Programas de Desarrollo y Paz * Red de Jóvenes de Montes de María * RedUnipaz- Nodo Centro * Red Universitaria de Paz * Secretaria de Pastoral de La Salle * Sembradores de Futuro * Sembrando Vida Digna * Servicio Jesuita a Refugiados * SINTRAUNICOL Cali * SUNMCOL  * Team Construyo Paz * Teusaquillo Territorio de Paz * Asamblea Colombiana de Religiosos y Espirituales – ACRE *  Un Sueño de Paz * Unidad para las Víctimas * Unidad Social * Unión Sindical Obrera  de la Industria del Petróleo USO * UTL Representante Ángela Robledo * Veeduría Campamento por la Paz * Viva la Ciudadanía * Viumpa * Waki Semillas de Cambio * Yo Aporto a la paz * Asociación Democracia HOY.

Anuncios

Instamos a instalación de la fase pública de la negociación con el ELN y exigimos participación de la sociedad en la construcción de la paz

Instamos a instalación de la fase pública de la negociación con el ELN y exigimos participación de la sociedad en la construcción de la paz

La Mesa Social para la Paz es una iniciativa de distintas organizaciones sociales que han venido insistiendo en la importancia de la participación de la sociedad en el actual proceso de paz.

En este sentido, estas organizaciones han convocado al Gobierno Nacional, a los empresarios y a todos los sectores de la sociedad a un gran diálogo nacional para solucionar, entre todos, las causas estructurales del conflicto social, político y armado que vive el país.

En ese papel y valorando la importancia de un proceso de paz con presencia activa de la sociedad y propositivo entre el Gobierno Nacional y la guerrilla del ELN, nos sumamos en pleno al llamado ciudadano para que se desarrolle “una reunión urgente entre las delegaciones de ambas partes para definir el inicio de la mesa formal de conversaciones”. El país espera la noticia.

Éste es el momento que más comprensión y voluntad requiere en el proceso entre el Gobierno Nacional y el ELN para que aquél despunte a la sociedad. Por ello, y sabiendo que la paz es un derecho de todos los colombianos, le pedimos a las partes persistir y que la presión no sea el mecanismo de relacionamiento en este momento.

Reiteramos que la participación social en los procesos y definiciones de la paz debe ser de fundamental importancia y que se requieren espacios que permitan el diálogo y negociación nacional por la paz y la democracia, en perspectiva de construir la paz y avanzar en las grandes transformaciones que requiere el país para una paz justa y duradera. Esto busca ayudar a impulsar decisiones nacionales favorables a superar problemas como la exclusión, la pobreza y la injusticia que históricamente han alimentado la guerra y que no deben seguir traduciéndose en política pública del gobierno, como ha sucedido con preocupantes decisiones como la reciente venta de Isagen y la Ley de Zidres, entre otras políticas que perjudican la posibilidad de una paz sostenible y duradera.

Comité de Impulso de la Mesa Social para la Paz

Suscriben:
Congreso de los Pueblos.
Organización Nacional Indígena de Colombia (ONIC).
Proceso de Comunidades Negras (PCN).
Central Unitaria de los Trabajadores (CUT).
Coordinación de Movimientos Sociales de Colombia (Comosoc).
Movimiento Social Discapacidad Colombia (Mosodic).
Federación Unitaria de Trabajadores Mineros, Energéticos, Metalúrgicos, Químicos y de Industrias Similares de Colombia (Funtraenergética).
Senador Alberto Castilla, Polo Democrático Alternativo.
Asociación de Cabildos Indígenas del Norte de Cauca (ACIN).
Coordinador Nacional Agrario (CNA).
Movimiento Campesino de Cajibío.
Casa de la Mujer.
Sindicato de Trabajadores y Epleados Universitarios de Colombia (Sintraunicol) seccional Valle.
Mesa Ecuménica.
Iglesia Presbiteriana de Colombia.
Comisión de Justicia, Paz e Integridad de la Creación de los Misioneros Claretianos.
Sindicato Único de Trabajadores de la Educación del Valle (Sutev).
Red de Universidades por la Paz (Red Unipaz).
Movimiento Político de Masas del Centro Oriente Colombiano.
Red de Lucha contra el Hambre y la Pobreza.
Proceso Nacional de Identidad Estudiantil.
Minga Juvenil Nacional.
Tejido Juvenil Nacional Transformando a la Sociedad (Tejuntas).
Confluencia de Mujeres para la Acción Pública.
Sindicato Único Nacional de Mototrabajadores (Sunmcol).
Corporación Claretiana Nórman Pérez Bello.
Comité de Integración del Macizo Colombiano (CIMA).
Comité de Integración Social del Catatumbo (CISCA).                                                Fuerza Común.
Comisión de Interlocución del Sur de Bolívar, Centro y Sur del Cesar.
Movimiento Político Poder y Unidad Popular (PUP).
Asociación Minga.
Instituto Nacional Sindical (INS).
Observatorio de Movimientos Sociales Suroccidente (Omsapt).
Censat Agua Viva.
Colectiva Antonieta Mercury.
Colectivo Profes Nuevos 1278.
Colectivo de la Salud Epitelio.
Corporación Ensayos.
Rocaso Estudiantil.
Zona Pública.
Instituto de Investigación Acción en Procesos Educativos y Sociales “Orlando Fals Borda (Iapes – OFB).
Observatorio de movimientos sociales del Suroccidente.

Es necesario confluir hacia una agenda común de país

Es necesario confluir hacia una agenda común de país

Más de 150 delegados de diferentes organizaciones sociales y populares acordaron el martes 2 de febrero preparar un paro cívico nacional ante la crítica situación social que vive el país y las políticas del gobierno. El encuentro, auspiciado por el movimiento sindical, planteó también la realización de un encuentro nacional de unidad popular que permita juntar las exigencias de los diferentes sectores sociales del país en un pliego y una agenda común.

Seguir leyendo “Es necesario confluir hacia una agenda común de país”